Si hubiese un ranking de chicas felices,
mi nombre estaría por ahí, escrito en neones luminosos.

10/1/09

El mundo está hecho de segundas oportunidades...



Todo el mundo sabe que un traficante de drogas solo puede tener dos finales, la cárcel o una bala en la cabeza, así son las cosas en este negocio, pero a veces hay otro final. Hace muchos años la gente dejó de llamarme Rafael y comenzó a llamarme el Duque, pronunciaban mi nombre con miedo y respeto, eso era lo que yo había buscado durante muchos años, sin embargo me di cuenta que todo era una mentira. En mi caso podeís pensar que mi suerte fue que aquella bala no me partiera el corazón, pero estáis equivocados, mi suerte fue encontrar donde menos lo esperaba el amor verdadero, eso cambió mi vida para siempre. Ahora el Duque ha muerto y vuelvo a ser otra vez Rafael.



[Y este seria el final feliz...el que no les han dado. Pero aún podemos seguir soñando. Aún este posible que encuentren JUNTOS su paraíso]

2 comentarios:

Insolencia dijo...

Que bonito.
Es una mierda el final de Sin Tetas, yo lo pasé fatal al verlo ¬¬...

Flor dijo...

Si, muy fan de los hombres de paco :D Y de sin tetas , aunque sinceramente me gusto más el final donde muere :( porque fue más realista y me llego más que el otro. Pero bueno... jeje

Un besito :)